×
Traducido por
Rocío ALONSO LOPEZ
Publicado el
20 ene. 2022
Tiempo de lectura
4 minutos
Compartir
Descargar
Descargar el artículo
Imprimir
Imprimir
Tamaño del texto
aA+ aA-

Superdry ve una mejora "clara", pero la recuperación aún está en proceso

Traducido por
Rocío ALONSO LOPEZ
Publicado el
20 ene. 2022

La actualización comercial navideña de Superdry y los resultados del primer semestre mostraron "claros signos de recuperación financiera y de marca" este jueves, aunque la compañía aún no está donde le gustaría estar, con ventas todavía debilitadas.


Superdry


Observando las 11 semanas hasta el 8 de enero, la compañía dijo que los ingresos del grupo aumentaron un 19,6 % interanual en el período, pero fueron un 11,7 % menos que hace dos años. Eso se divide en un aumento del 18,4 % en un año en los ingresos de tiendas y una caída del 18,8 % respecto a hace dos años. El e-commerce bajó un 17,6 % en el año, pero subió un 0,3 % con respecto a hace dos años. El comercio minorista total aumentó un 21,7 % en un año y disminuyó un 11,8 % en comparación con hace dos años, mientras que el comercio mayorista creció un 12,9 % en el año y disminuyó un 11,3 % en comparación con el período anterior al Covid-19.

Todo esto a pesar de que la afluencia "permaneció suprimida frente a los niveles prepandemia, la aparición de ómicron llevó a más restricciones europeas y hubo una reducción significativa en nuestra oferta de rebajas en nuestras ventas del Black Friday y posteriores a la Navidad".

En línea con su estrategia de precio completo, no ha realizado una venta de fin de temporada en sus tiendas y, como resultado, durante las últimas 11 semanas, ha visto una mejora del margen bruto de 4,1 puntos porcentuales en comparación con hace dos años.


Cifras provisionales



Significativamente, las últimas cifras también muestran que la comparación de dos años, antes del Covid, mejora con respecto al desempeño a principios de año. Eso se puede ver claramente en los resultados semestrales.

Los ingresos del grupo en la mitad del año fueron de 277,2 millones de libras esterlinas (332,85 millones de euros, lo que supuso una reducción interanual del 1,9 % y una contracción considerable del 24,9 % en comparación con hace dos años (recordemos que la caída en las 11 semanas frente a hace dos años mencionada anteriormente fue "solo" del 11,7 % ). Esto reflejó "el impacto continuo del Covid-19 y nuestro cambio hacia una posición comercial de precio completo, pero con una tasa de ejecución que va mejorando de forma constante durante el período".

La tasa de margen bruto fue del 55,2 %, por encima del 51,7 % en esta época del año pasado y aún por debajo del 56,3 % pre-Covid, aunque se está acercando a esa cifra.

La empresa tuvo una pérdida ajustada antes de impuestos de 2,8 millones de libras esterlinas (3,36 millones de euros), que fue mejor que la pérdida de 10,6 millones de libras esterlinas (12,73 millones de euros) de hace un año, pero peor que la pérdida de 2,3 millones de libras esterlinas (2,76 millones de euros) de hace dos años. Sin embargo, su beneficio legal antes de impuestos esta vez fue de 4 millones de libras esterlinas (4,8 millones de euros), superando fácilmente la pérdida de 18,9 millones de libras (22,69 millones de euros) del año anterior y la pérdida de 4,2 millones de libras (5,04 millones de euros) de Estados Unidos antes del Covid.


Posición optimista



El CEO, Julian Dunkerton, señaló que estaba “realmente complacido con nuestro progreso en cada una de nuestras iniciativas estratégicas con signos claros de recuperación financiera y de marca. La salud de la marca se demuestra mejor con la mejora de la tasa de ejecución de ventas y un aumento de 12 puntos porcentuales en la combinación de ventas minoristas a precio completo, lo que ayudó a impulsar el margen bruto del grupo hasta 3,5 puntos porcentuales respecto al año pasado”.

La temporada otoño/invierno 2021 fue "la primera oportunidad de presentar nuestro producto mejorado a los consumidores". Su categoría principal de chaquetas impulsó su desempeño, aumentando un 40 % respecto al año pasado, y fue “alentador ver tendencias positivas en varias categorías, particularmente en womenswear, donde vimos un aumento de 4 puntos porcentuales frente a otoño/invierno 2019. También hemos visto que nuestros productos de pedidos cortos comienzan a mostrar una tracción prometedora entre los consumidores adolescentes”.

La compañía, que inauguró su nueva flagship de Oxford Street en la antigua tienda de Forever 21 en noviembre, dijo que el desempeño comercial inicial de la tienda "ha superado las expectativas".

“(Se continúa) avanzando en nuestra estrategia de marketing digital y reavivando el interés de los consumidores en la marca, con el número de influencers que hemos contratado incrementando seis veces respecto al año pasado, a más de 2000 a finales de diciembre, respaldado por nuestra creciente inversión en actividades de mercadeo social y producto en constante mejora”, concluyó.

Copyright © 2022 FashionNetwork.com Todos los derechos reservados.