Valentino baja el ritmo en 2017

Valentino cierra 2017 al alza pero reduce el ritmo. Gracias a su claro posicionamiento de alta gama, la casa de lujo romana continúa sacándole partido y registró el pasado año una cifra de ventas de 1164 millones de euros, un 5% más (un 7% más a tasa de cambio comparable).


Valentino, otoño/invierno 2018-19 - © PixelFormula

La mitad proviene de la venta de accesorios, el resto de la línea de prêt-à-porter principal de Valentino, para mujer y para hombre, y de la línea Red Valentino que concentra en torno al 10% de la cifra de ventas.

Cuando Mayhoola, compañía de inversión de la familia real de Qatar, que también ha metido la mano en Balmain, se apoderó de la compañía italiana en 2012, esta última registraba una cifra de ventas de 370 millones de euros. En 2016 sus ventas sobrepasaron por primera vez los mil millones de euros con un alza del 12,4% en comparación a 2015, año en el que el crecimiento había alcanzado el 47%.

Aunque el ritmo es más pausado, la firma no ha desvelado todo su potencial, estima su director general Stefano Sassi. No obstante, la firma confirma en un comunicado que el proyecto de salida a bolsa, considerado hace algunos años en un contexto de fuerte crecimiento, ha sido pospuesto. La entrada en el mercado de valores no es una prioridad actualmente para la empresa.

El margen bruto se situó en los 744 millones de euros en 2017 frente a los 707 millones del año anterior. La compañía ha comunicado un resultado bruto de explotación (Ebitda) de 190 millones de euros, un 7,7% menos que el año anterior. Esta caída se explica por el aumento de la inversión en comunicación, necesaria para aumentar su visibilidad en un mercado cada vez más competitivo. Valentino también ha invertido fuertemente en la producción, reforzando particularmente la parte dedicada a los accesorios, así como un equipo de estilo dedicado a los bolsos y calzado.

La marca, que desvelará el próximo 22 de mayo en Nueva York su colección crucero firmada por su director artístico Pierpaolo Piccioli, abrió cinco tiendas el año pasado (aunque había anunciado que serían 20), lo que coloca a la firma con un total de 180 tiendas monomarca en el mundo. El canal retail representa algo más de la mitad de las ventas totales. La firma tiene previsto llevar a cabo una decena de aperturas en 2018, sobre todo en Asia y Europa.

El mercado estadounidense, el principal de Valentino, no parece haber brillado en 2017, con sólo el 20% de las ventas. Europa, por su parte, ha representado el 40% de la cifra de ventas total de la firma, Asia el 23%, Japón y Corea el 10% y Oriente Medio el 5%.
 

Copyright © 2018 FashionNetwork.com Todos los derechos reservados.

Lujo - Prêt-à-porterLujo - OtroBusiness
SUSCRIPCIÓN A LA NEWSLETTER